Inter, la mejor defensa de Europa

Llevamos cinco jornadas de Serie A y los pronósticos que daban al Inter como el equipo anti-Juventus siguen acertando. Quince puntos de quince posibles y sobre todo, una seguridad defensiva que hace la diferencia: tan solo un gol en contra en 450 minutos se dice pronto. Los tres centrales: De Vrij, Skriniar y Godín son un seguro pero además cuando estos tres gigantes tiene un desliz aparece Samir Handanovic (como contra la Lazio). Todo esto aderezado con un sistema táctico ideado para minimizar errores atrás convierten a los ‘nerazzurri’ en un acorazado muy difícil de derribar.

5d8cd760143d0_1569511264.jpg

La victoria ante la Lazio entre semana, que no es un rival menor, sirvió para mostrar el alto nivel competitividad (otra vez) de una escuadra que volvió a superar a la Juve en la tabla porque jugó antes. Esta claro que Antonio quiere llegar por delante de Sarri al ‘Derby d’Italia’ del próximo 6 de octubre en San Siro y defender esos dos puntos de ventaja que ahora tiene de colchón. Esto permitiría tener una posición favorable contra los campeones, una situación que al mister salentino le vendría de maravilla.

Y es que estamos todavía en la quinta jornada del campeonato pero hay señales claras que nos invitan a pensar en un duelo fratricida Juve-Inter para luchar por el Scudetto. Sobre todo porque el Napoli sumó la primera debacle de la temporada en casa (perdió 0-1 contra un Cagliari al que dominó todo el choque) y ya están a seis puntos de la ‘Beneamata’. Por no hablar de la Roma que tan solo tiene 8 unidades en su casillero con tan solo dos victorias después de que este miércoles perdieran en casa de forma clara (0-2) contra Atalanta.

 Fuera del nivel de juego, del buen hacer de Handanovic, Barella o D’Ambrosio hay algo clave que invita seguir siendo optimistas con el Inter: sabe sufrir. Porque contra la Lazio hubo minutos muy malos, pero el equipo aguantó y se supo rehacer en la segunda parte. Supo entender cuando es el momento de dar un paso atrás y aguantar el resultado apretando los dientes. Esta madurez está sirviendo para ser la defensa más sólida del continente, algo que Antonio Conte perfeccionará aún más en vista del choque contra la Juventus del próximo 6 de octubre.